Alergias en nuestra alimentación

alergias-1

Cada día que pasa las alergias referidas a la alimentación aumentan de manera muy rápido, sobre todo en los niños y las personas más jóvenes.

Cuando ingerimos algunos alimentos, es normal que no nos encontremos demasiado bien de forma frecuente.

Tenemos que tener en cuenta diferentes factores que afectan y que ayudan a que determinadas alergias alimentarias se desarrollen en nuestro organismo.

Estos factores que nos afectan son la genética, factores ambientales, algunos de los químicos o aditivos que se emplean en las diferentes verduras y frutas.

A continuación os indicaremos algunos de estos alimentos más propensos a causarnos algún tipo de reacción alérgica.

  • Marisco: la alergia a este tipo de productos suele ser mucho más frecuente en las personas adultas. En concreto, la gamba, es el marisco que más reacciones alérgicas produce, su peor parte es la cabeza. Lo que produce la alergia a este producto es la tropomiosina, que es una proteína resistente al calor que además se encuentra en otro tipo de crustáceos, moluscos incluso en los ácaros del polvo.
  • Huevo: la alergia al huevo es muy común en los más pequeños, y puede aparecer desde que se empieza a tomar huevo dentro de la dieta de los infantes. Algunas de las proteínas que tiene que las podemos encontrar en la clara son las causantes de este tipo de alergia.
  • Lentejas: las lentejas es la legumbre que produce más reacciones alérgicas.
  • Nueces: consideradas el fruto seco más peligroso, ya que es él más consumido en España. Además los frutos secos son la segunda causa más frecuente de alergia en los alimentos de origen vegetal que consumimos.
  • Melocotón: tiene una proteína que es la que provoca la reacción alérgica. Además del melocotón, podemos localizarla en muchas otras frutas como la manzana, o frutos secos, legumbres, etc, el problema es que esta proteína es siete veces más abundante en su piel que en la pulpa.
  • Tomate: Suele producir reacciones alérgicas muy leves, aunque algunos caso pueden ser más peligrosas dependiendo del paciente. La causante de esta alergia es la profilina una proteína sensible a la temperatura del cocinado y a las enzimas digestivas.

Hoy en día hay muchos productos dentro de nuestra alimentación que pueden causar diferentes alergias, pero gracias al avance actual de la medicina podemos detectarlos mucho más temprano.